Soyeros rechazan pago por retiro del grano y piden mediación de Evo

Los productores quieren retirar su grano de las industrias, pero se niegan a pagar $us 19 la tonelada por los servicios. Los agricultores afirman que abonarán entre $us 8 y $us 10. El bloqueo en la ruta Santa Cruz – Beni, cumple hoy su quinto día.

 

Después de que fracasara las negociaciones entre productores y aceiteras, para definir un ‘precio justo’ por la soya, los agricultores de la zona este exigieron ayer a las industrias la devolución de su cosecha, que permanece en sus silos desde hace tres meses. Además, indicaron que solo pagarán entre $us 8 y $us 10, por tonelada, por los servicios de limpieza del grano almacenado, y rechazaron los $us19 exigidos por las factorías. Incluso solicitaron la intervención del presidente, Evo Morales, en el conflicto.

 

Desde el jueves los productores de soya realizan un bloqueo en la carretera que une Santa Cruz con Beni, y que el sábado fue declarado indefinido.

 

El sector exige el pago de $us 300 por cada tonelada del denominado ‘grano de oro’.

 

En cambio, las aceiteras aseguraron que pagar esa cifra es inviable por los bajos precios del commodity a escala global, y plantean el desembolso de $us 230 a los agricultores.

 

El panorama luce complicado luego de que el viernes los productores de base desconocieran un acuerdo firmado por sus dirigentes. Dicho documento, establecía que las industrias negociarían, a partir de hoy, de forma individual el pago por su cosecha. Esto fue rechazado por los productores que se mantienen firmes en su postura.

No quieren más ministros

 

Para los productores, la única forma de solucionar el problema es con la mediación del presidente Evo Morales. Incluso en un voto resolutivo demandaron la renuncia de los ministros de Gobierno y de Desarrollo Rural y Tierras, Carlos Romero y César Cocarico, que fueron los que actuaron como mediadores del lío.

Hasta el cierre de edición se buscó el descargo del ministro Cocarico, al ser la autoridad de ver los asuntos del sector productivo, pero no contestó su teléfono.

 

Sin embargo, anteriormente la autoridad expresó que el Gobierno no iba a intervenir en este conflicto al ser una disputa entre actores del sector privado.

 

Otro de los pedidos fue que las financieras bajen el interés de los créditos a los pequeños y medianos productores por la campaña de verano 2018-2019.

 

“No hay levantamiento del bloqueo”, “pedimos que baje el gobierno (Evo Morales), ya no queremos ministros”, “queremos un pago justo por nuestro producto”, fueron las consignas, lanzadas por los productores, que mantienen seis puntos de bloqueo entre los municipios de Cuatro Cañadas y San Julián.

Hay nuevos compradores

Sobre el pago para retirar el grano de las industrias, Gerardo Ojeda, dirigente de los productores de soya de la zona este, indicó que es inviable erogar los $us 19 que fue impuesto por las aceiteras.

 

“Es una especie de chantaje, lo costos de servicios están entre $us 8, $us 10 y $us 11”, dijo.

 

El dirigente agregó que, al igual, que los productores del Norte Integrado, han contactado con varios intermediarios que están dispuestos a pagar hasta $us 280, en efectivo, por la soya.

 

“Tenemos almacenadas 70.000 toneladas de la filial de Anapo, en las industrias. Vamos a tener que llegar a retirar nuestros granos porque tenemos compradores que nos ofrecen hasta $us 280 por tonelada”, aseguró.

 

Hugo Flores, presidente de la filial de Anapo en San Julián, confirmó que hay posibilidades de obtener mejores precios. “Pero, primero debemos resolver cómo retirar el grano”, dijo.

 

Ayer en una asamblea extraordinaria realizada en San Pedro, los productores de esa región decidieron apoyar a los agricultores de San Julián, y analizarán las medidas de presión que tomarán en las próximas horas.

 

Mientras el conflicto sigue en la ruta a Beni una larga fila de motorizados permanecen varados, a esto se suma el peregrinaje que sufren los viajeros.

 

Fuente: Periódico El Deber