GANADEROS DEL BENI ENVÍAN 100 MIL CABEZAS DE GANADO HASTA SANTA CRUZ

Ganaderos del Beni movieron desde noviembre hasta enero 100 mil animales a Santa Cruz. También internamente desplazaron a 500 mil cabezas a zonas altas en este departamento. Además, registran una perdida de más de 1.000 cabezas de ganado por las inundaciones, pero estiman que las afectaciones se incrementaran cuando tengan el reporte final.

 

Tomando previsiones, los ganaderos del Beni evacuaron aproximadamente 100 mil cabezas de ganado hasta Santa Cruz y miles de animales fueron trasladados internamente a zonas altas en este departamento.

Abdon Nacif, presidente de la Federación de Ganaderos del Beni (Fegabeni), comentó que en noviembre comenzaron a alertar a los ganaderos sobre las posibles inundaciones que se podrían suscitar, ya que desde el año pasado se vienen registrando precipitaciones pluviales en diferentes zonas del Beni.

“Desde noviembre hasta enero al menos 100 mil cabezas de ganado fueron llevadas a Santa Cruz, debido al clima adverso que se registró en las provincias de Moxos (municipios de San Francisco de Moxos y San Lorenzo), Ballivián (San Borja y Santa Rosa de Yacuma).

 

Ahora las provincias que están siendo afectadas son Yacuma (Santa Ana de Yacuma), Puerto Siles y Mamoré”, indicó Nacif al manifetar que actualmente la pastura es escasa debido al exceso de agua en este departamento y que en Santa Cruz existen campos con alimento para el acabado de estos animales que posteriormente generarán la proteína roja, garantizando la oferta de carne en los mercados.

El ejecutivo de Fegabeni dio a conocer que internamente los productores movieron a zonas altas, un poco más de 500 mil cabezas de ganado que estaban en bajuras.

“Tenemos que lamentar que hasta el momento también sea registrado la pérdida de 1.000 cabezas de ganado producto de las inundaciones”, explicó Nacif, al enfatizar que en todas las zonas ganaderas afectadas existe un hato de aproximadamente 1 millón de cabezas de animales.

Nacif también señaló que existen perdidas embrionarias y abortos del ganado que está preñado, por cuanto es bastante amplia la cuantificación de las pérdidas que están registrando.

“Actualmente los ganaderos necesitan reconstituyentes, desparasitantes y vitaminas, debido a que los animales sean desgasta debido al extenso movimiento, generándonos perdidas económicas”, dijo Nacif, al acotar que requerirán de implementar más tecnología para aprender a convivir en épocas de inundaciones y sequía.

Los ganaderos del Beni tienen hato de 3 millones de cabezas, conformado en gran parte por la raza Nelore.

 

Fuente: Publiagro