EL HIPOTIROIDISMO, UN TRASTORNO QUE AFECTA MÁS A LOS PERROS

El hipotiroidismo, es generado por la producción inadecuada o insuficiente de una hormona llamada tiroidea que sirve para controlar el metabolismo. Esta enfermedad en los perros causa sobrepeso, aumentan los niveles de colesterol sobretodo en la fracción LDL y genera depresión. Si la mascota es tratada a tiempo su recuperación es rápida.

 

El hipotiroidismo, es un trastorno que afecta más a los perros sin distinguir las razas y tamaños, dejando serías secuelas físicas, sino es tratado a tiempo. Esta información fue vertida por Víctor Alejandro Castillo, jefe de la Unidad de Endocrinología de la Facultad de Ciencias Veterinarias de la Universidad de Buenos Aires, durante una conferencia dictada en la Facultad de Veterinaria en la Universidad Gabriel Rene Moreno (Uagrm).

 

El experto en Endocrinología informó que el hipotiroidismo, tras la diabetes y el síndrome de Cushing, es la endocrinopatía más frecuente en los perros y no tanto en los gatos, conejos o equinos, por dar algunos ejemplos.

 

“El hipotiroidismo en perros es una enfermedad canina generada por la producción inadecuada o insuficiente de una hormona llamada tiroidea que sirve para controlar el metabolismo, siendo entonces un desequilibrio hormonal muy común en los canes”, indicó Castillo, al aclarar que esa enfermedad es democrática por cuanto no diferencia raza, tamaño o edad.

SINTOMAS DE LA ENFERMEDAD

El experto explicó que algunos síntomas que presenta el perro que padece de esta enfermedad, es el sobrepeso sin aumento de apetito, aumentan sus niveles de colesterol sobretodo en la fracción LDL, tiene depresión, falta de energía, puede padecer alopecia (pérdida de pelo por zonas) y la seborrea, las hembras tienen dificultades para reproducirse, entre otros.

 

“Los cachorros que nacen con hipotiroides congénita no juegan, no se prenden al pezón de la madre, son más chicos que el resto de los cachorros de su camada, crecen más lentamente y tienen cierta deformidad corporal no son armónicos”, dijo Castillo, al recomendar a los dueños de mascotas que si notan que sus perros o gatos tiene algunos de estos síntomas visiten un veterinario para que sea atendido y se descarte o confirme esta enfermedad en el animal.

TRATAMIENTO

El experto comento que el veterinario solicitara una ecografía de la mascota para constatar el cuadro de la enfermedad y análisis de sangre con nombres T como el T3 libre, T4 libre, T3, T4, AAT3 y TSH. Posteriormente recetara el uso de hormonas tiroidea y una dieta lipofidica (basada en una alimentación natural).

“El tratamiento es sumamente económico, la hormona tiroidea es barata diferenciándola de otras enfermedades endocrinas como por ejemplo la diabetes que es más fácil de diagnosticar, pero más cara y complicada en tratar”, señaló Castillo, al acotar que la recuperación clínica es rápida, llegando la mascota en un mes o mucho menos a mostrar un cambio de actitud, puesto que se verá más activo, contento, le crecerá el pelo y en el cachorro comienza a crecer más rápidamente.

 

Fuente: Publiagro