Los productores cierran precio con la industria por 40.000 toneladas de soya

Los agricultores que negociaron la venta de su producción pertenecen a las filiales de la zona norte, San Julián y El Puente. Anapo habla de un 20% de avance en siembra del grano de oro. Esperan procedimiento abreviado para validación de biotecnología

 

Después de la dura resistencia en demanda de un precio justo, con un bloqueo en junio que se extendió por nueve días en la ruta Santa Cruz-Trinidad, el eslabón primario del complejo productivo soyero -agricultores- de la zona norte, San Julián y El Puente cerraron precio, con la sociedad agroindustrial Nutrioil, por un volumen de 40.000 toneladas.

 

La deducción estimada del grano negociado fue informada por el presidente de la filial Anapo Norte, Eliazer Arellano, quien refirió que, en el caso de su sector, firmaron la venta de su soya por el desgaste físico, la presión de comprar insumos para emprender la siembra del ciclo de invierno y para honrar, en parte, deudas adquiridas con acreedores y proveedoras de insumos.

El dirigente señaló que el valor ofrecido por Nutrioil fue de $us 253 la tonelada. Cabe recordar que en junio el sector exigía un pago de $us 300 por dicho volumen. Los soyeros del norte cerraron la venta de 5.000 toneladas de grano de soya y tienen pendiente el proceso de venta con Gravetal.

 

Dado que la operación es individual, desde la filial de Anapo en Cuatro Cañadas, su presidente Isaías Galán, dijo saber de la venta de grano concretada por los productores del norte, San Julián y El Puente e hizo notar que su sector no llegó a ningún acuerdo con los agroindustriales.

 

Mencionó que los agricultores de su zona tienen acopiadas unas 50.000 toneladas de grano de soya en Nutrioil y Gravetal y que han definido no retirarlas hasta el 20 de este mes. A su juicio, el valor negociado por sus pares aún no compensa los costos operativos. Indicó que tampoco no están de acuerdo con los $us 19 fijados por la industria por el almacenaje y otros servicios.

Mirada sectorial

 

El presidente de la Asociación de Productores de Oleaginosas y Trigo (Anapo), Marcelo Pantoja, sin precisar cifras, señaló que recibió información en sentido de que los productores de manera individual negociaron la venta de granos con Nutrioil.

 

Dio cuenta de que después de que el Gobierno diera libertad plena para exportar 1,6 millones de toneladas de grano de soya el sector negocia, entre otros temas, los procesos de logística con clientes y mercados externos. Anapo está a la espera del procedimiento abreviado que defina la homologación y validación de eventos biotecnológicos.

 

Con datos de filiales, el gerente general de Anapo, Jaime Hernández, estima que los productores de Cuatro Cañadas, San Julián y el Norte Integrado han negociado hasta el momento unas 40.000 toneladas de grano con Nutrioil. Estima que hay más de 100.000 toneladas de grano de soya en Gravetal, sin precio definido.

 

Hizo notar que Anapo está generando procesos de exportación con empresarios de Argentina, Brasil y Paraguay interesados en comprar soya boliviana de la campaña de verano 2019-2020.

 

Desde la Cámara Nacional de Industrias Oleaginosas de Bolivia (Caniob), su presidente ejecutivo Guillermo Ribera, indicó que hay avances en la negociación y que todas las industrias están cerrando precio con los productores.

 

Fuente: Periódico El Deber