La importancia del calostro en las primeras horas de vida del ternero

El calostro contiene inmunoglobulinas que generan anticuerpos para que el animal recién nacido tenga defensas contra enfermedades. Asimismo, contiene casi el doble de los sólidos totales presentes en la leche; y el contenido de proteína y grasa es mayor.

 

Para tener en el futuro un animal productivo, es muy importante que durante sus primeras horas de vida el ternero consuma el calostro que le provee su madre, con el fin de que adquiera la inmunoglobulina que fortalecerá su sistema inmune contra las enfermedades.

Leandro Abdelhadi, Master en Nutrición Animal, informó que necesario que el ternero consuma el calostro que le provee la madre en las primeras horas de vida, porque eso determinará la salud futura del animal.

“Se debe tener claro que el tipo de placenta que tienen los rumiantes, no permite que la vaca transfiera anticuerpos al ternero durante la gestación. Entonces las defensas entran cuando el animal recién nacido consume el calostro, el cual contiene inmunoglobulinas que a través de la mucosa intestinal ingresa al torrente sanguíneo, generando la inmunidad pasiva”, comentó Abdelhadi, al resaltar que la habilidad para absorber las inmunoglobulinas del calostro sin degradación es desde el nacimiento hasta las 24 horas después de nacido el ternero, tiempo en el cual ocurre el cierre de la membrana intestinal y comienza la activación del sistema digestivo del animal.

El experto señaló que el calostro es además la primera fuente de nutrientes para la ternera después del nacimiento. Contiene casi el doble de los sólidos totales presentes en la leche, el contenido de proteína y grasa es mayor, pero la concentración de lactosa es menor. Además, se encuentran también en mayor cantidad vitaminas y minerales.

¿Qué hacer cuando el ternero no pueda lactar?

Abdelhadi recomendó al productor que en caso que el ternero recién nacido no pueda lactar y consumir el calostro, debe sujetar a la vaca y poner a la cría en las ubres forzando a que consuma la leche que contiene inmunoglobulinas.

“Una vez que el ternero consuma el calostro, el productor ya tiene gran parte de la carrera ganada porque en adelante lo que tendrá que hacer es cubrir el requerimiento de crecimiento que es muy específico en cuanto a la cantidad y calidad de los nutrientes que el animal debe consumir”, explicó el master en Nutrición Animal.

Además, Abdelhadi enfatizó que los de suplementos no sustituyen al calostro que puede obtener el ternero recién nacido desde la madre, ya que se busca transferir inmunidad materna, asegurando la sanidad del animal.

 

Fuente: Publiagro